¿Qué es lo que sucedió en el cielo de Noruega el 9 de diciembre de 2009?

La anomalía en espiral noruega de 2009 apareció en el cielo nocturno de Noruega el 9 de diciembre de 2009. Fue visible y fotografiada desde el norte de Noruega y Suecia. La espiral consistía en un haz de luz azul con una espiral de color grisáceo que emana de un extremo de la misma.

La luz se pudo ver en todo el sur de la región de Trøndelag y a través de los tres condados del norte que componen el norte de Noruega, así como desde el norte de Suecia y duró 10 minutos. Según las fuentes, se vio como una luz azul que aparece desde detrás de una montaña, deteniéndose en el aire, y comenzando a girar hacia el exterior.

Cientos de llamadas inundaron el Instituto Meteorológico de Noruega de residentes que querían saber lo que estaban viendo. El famoso astrónomo noruego, Knut Jørgen Røed Odegaard comentó que él primero especuló que podría ser una bola de fuego provocada por meteoros, pero posteriormente rechazó esa posibilidad porque la luz duró demasiado tiempo.

Entusiastas de los ovnis inmediatamente comenzaron a especular si la aparición de la luz podía ser la evidencia de una inteligencia extraterrestre. Otros especulaban que incluso podría tratarse de la apertura de un agujero de gusano o que de alguna manera lo que se vió estaba relacionado con recientes experimentos de alta energía llevados a cabo en el Gran Colisionador de Hadrones de Suiza.

¿Pero cuál es la explicación oficial de la anomalia en espiral de Noruega?

¿Qué es lo que sucedió en el cielo de Noruega el 9 de diciembre de 2009?

El 10 de diciembre de 2009, el Ministerio de Defensa ruso confirmó que un misil de prueba Bulava había fallado. Según un portavoz: “las primeras dos etapas del misil funcionaron con normalidad, pero hubo un fallo técnico en la tercera etapa, la de la trayectoria“. Antes de la declaración rusa, Jonathan McDowell, un astrofísico del Centro Harvard-Smithsonian de Astrofísica, sugirió que ese inusual despliegue de luces podía deberse a que en la tercera etapa la boquilla del misil fue dañada, haciendo que escapara hacia los lados e hiciera que el misil girase.

Sin embargo estas explicaciones no coinciden totalmente con lo que se ve en el vídeo y con los testimonios de muchísima gente que presenció el fenómeno. Según estos testigos hubo dos estelas: una en espiral y otra recta. Si se hubiera tratado de un misil, de un único objeto, sólo debería verse una trayectoria.

Tampoco podemos olvidarnos de una nueva posibilidad con cierto caracter “conspiranoico”. ¿Fue esta anomalia de Noruega originada por una prueba del proyecto HAARP? Según parece existe un documento de Wikileaks que confirma que dicha espiral fue provocada por pruebas relacionadas con HAARP. No muy lejos de donde sucedió dicha anomalía, en Ramfjordmoen (cerca de Tromsø), se encuentra el EISCAT (Asociación Científica Europea de Radares de Dispersión Incoherente). Según se puede leer en Wikipedia: “En las instalaciones de Ramfjordmoen, también opera un calentador ionosférico, similar a HAARP“. El investigador Richard Hoagland señaló que “la instalación de EISCAT de Ramfjordmoen está específicamente diseñada para emitir haces de microondas de alta energía al espacio. Así como también la creación de Hipocampos de torsión tectónica con efectos en la Tierra. ‘Plasma’ altamente electrificado en las capas superiores de la atmósfera (ionosfera)“.

¿Qué es lo que sucedió en el cielo de Noruega el 9 de diciembre de 2009?

En definitiva. ¿Con qué versión nos podemos quedar? ¿Cuál es la verdadera explicación del fenómeno? Cuéntanos tu opinión en un comentario…

Fuente: Gizmodo

¿Te ha gustado?






¿Qué piensas? ¡Déjanos un comentario!



Las mejores historias virales
en tu email

Suscríbete y recibe las mejores historias virales en tu email

Tu E-mail (requerido)

Las cookies de este sitio se usan para personalizar el contenido y los anuncios, para ofrecer funciones de medios sociales y para analizar el tráfico. Ver detalles

CERRAR

Nuestra misión es la de compartir historias que nos importan. Ayúdanos poniendo “me gusta” y compartiendo estas historias. ¡Gracias!