Los estadounidenses MATAN a cientos de leones cada año por pura diversión

Los estadounidenses MATAN a cientos de leones cada año por pura diversión

La innecesaria muerte de un famoso león africano llamado Cecil por un dentista de Minnesota ha originado un gran “shock” en todo el planeta. Pero lo que es más alarmante es la insensibilidad de muchos de acabar con la vida de animales emblemáticos por pura diversión. ¿Pero cuántos turistas estadounidenses están orgullosos de haber hecho lo mismo?




Advertencia: A continuación aparecen fotografías con contenido gráfico.

Cara de West Virginia:

Los estadounidenses MATAN a cientos de leones cada año por pura diversión

Según la International Union for the Conservation of Nature, se estima que cada año 600 leones son sacrificados por “deporte” – de los cuales el 64% son muertos por cazadores de trofeos estadounidenses.

De hecho, una simple búsqueda en Google para el término “lion hunting safari” devuelve enlaces a sitios web que ofrecen paquetes turísticos visitados por estadounidenses deseosos de grandes felinos. Estos sitios, y en sus páginas de fans de Facebook asociadas, están llenos de fotos de personas que posan junto a los leones que han matado.

Ben de Georgia:

Los estadounidenses MATAN a cientos de leones cada año por pura diversión




Los operadores de Safaris se esfuerzan en ofrecer sus sangrientas ofrendas como si fueran una gran tradición. La vida de los animales en cambio la presentan como si fuera el menú de un restaurante, con tasas de caza diaria y tasas de abate: Babuino 300 dólares, jirafa 5.500 dólares, león blanco hembra 8.990 dólares, león blanco macho 26.000 dólares.

Los disparos a especies emblemáticas no son baratos, pero al parecer no hay escasez de personas dispuestas a pagar.

Dennis de Michigan:

Los estadounidenses MATAN a cientos de leones cada año por pura diversión

Estas expediciones asesinas a menudo requieren poca o ninguna habilidad. Muchas son cacerías enlatadas, con la participación de leones que han sido criados por humanos con el único propósito de que un día alguien les dispare y los mate.

Los operadores de safaris a menudo defienden la práctica de la caza de leones como un medio de conservación que beneficia a las comunidades locales, pero los críticos dicen que esas afirmaciones son en gran parte ficticias. No es sorprendente que los leones están en declive en las zonas donde se permite la caza de trofeos, dando lugar a temores de su inminente extinción.




Solamente en los últimos 21 años, el número total de leones ha caído un 42 por ciento.

Josh de West Virginia:

Los estadounidenses MATAN a cientos de leones cada año por pura diversión

Tan preocupante es la caza de trofeos que su atractivo se puede reducir con bastante facilidad. La propuesta del servicio de vida salvaje de EE.UU., que presentó en octubre pasado (2014), podría hacer que sea ilegal para los cazadores la importación de sus apreciados trofeos por la clasificación de los leones como una especie en peligro de extinción.

Dana y Zachary de Texas:

Los estadounidenses MATAN a cientos de leones cada año por pura diversión

Si hay algo bueno que puede surgir de la innecesaria muerte de Cecil, es que esta es un recordatorio de que dichas trágicas muertes se están llevando a cabo por estadounidenses casi a diario – un vergonzoso pasatiempo que es merecedor de indignación.

Fuente: The Dodo

¿Tienes Telegram instalado? Recibe el mejor artículo de cada día en nuestro canal.

¿Te ha gustado?






¿Qué piensas? ¡Déjanos un comentario!



Las mejores historias virales
en tu email

Suscríbete y recibe las mejores historias virales en tu email

Tu E-mail (requerido)