Esta nueva manera de cocinar el arroz reduce drásticamente sus calorías. ¡INCREÍBLE!

El arroz es un alimento muy popular en muchas cocinas de todo el mundo. Es un gran complemento para muchos platos debido a su maleabilidad y su capacidad para madirar bien con muchos sabores y texturas diferentes. Por desgracia, aunque el arroz es un alimento básico popular, no es bueno para todos. Una taza de arroz tiene alrededor de 200 calorías – y la mayoría de estas calorías, que vienen en forma de almidón, se convierten en azúcar y luego en grasa corporal.




Sin embargo, investigaciones recientes han demostrado que podría ser posible modificar el arroz para que sea más saludable para todos. Un estudiante de pregrado de la Facultad de Ciencias Químicas en Sri Lanka y su mentor ha estado investigando una forma de cocinar el arroz que podría reducir la cantidad de calorías en la comida hasta en un 50%. Y además de la reducción de calorías, este método de cocción podría incluso añadir más beneficios para la salud. Aquí está el método:

Lo que hicimos es cocinar el arroz como se hace normalmente, pero cuando el agua está hirviendo, antes de agregar el arroz crudo, añadimos el aceite de coco correspondiente al 3 por ciento del peso del arroz que vas a cocinar“, dijo Sudhair James, quien presentó su investigación preliminar en el Encuentro Nacional de la Sociedad Química Americana (ACS). “Después de estar listo, lo dejamos enfriar en la nevera durante unas 12 horas. Eso es todo.

Para entender por qué esto puede funcionar, es necesario saber algo sobre la química de los alimentos. Pero, básicamente, saber que hay diferentes tipos de almidones. El del arroz es un almidón digestible, lo que significa que se necesita poco tiempo para digerir y rápidamente se convierte en azúcar, y luego en grasa corporal. Luego están los almidones resistentes; el tipo que hacer que el cuerpo necesite mucho tiempo para procesarlo, no se convierte en azúcar o grasa, y tiene muchas menos calorías.

Según el Dr. Pushparajah Thavarajva, profesor en la Universidad de Sri Lanka, si usted es capaz de reducir el almidón digerible en algo así como arroz al vapor, entonces puede reducir las calorías. Estaría haciendo que el arroz se comporte más como un almidón resistente.

Entendiendo esto, James y Thavarajva probaron ocho recetas diferentes con 38 tipos diferentes de arroz que se encuentran en Sri Lanka. Lo que encontraron es que mediante la adición de un lípido (aceite de coco en este caso, que se utiliza ampliamente en Sri Lanka), antes de cocinar el arroz, y luego dejando enfriar el arroz inmediatamente después de hacerse, fueron capaces de cambiar drásticamente su composición – y para mejor.




El aceite interactúa con el almidón del arroz y cambia su arquitectura“, dijo James. “Enfriando el arroz ayuda a promover la conversión de los almidones. El resultado es una ración saludable, incluso cuando se calienta después“.

Incluso hay más buenas noticias. Como resultado de estos hallazgos, hay buenas razones para creer que esta química podría aplicarse a muchos otros alimentos populares que no son tan buenos para nosotros.

Se trata de algo más que arroz“, dijo Thavarajah. “Quiero decir, ¿podemos hacer lo mismo con el pan? Esa es la verdadera pregunta en estos momentos“.

Para leer más sobre este estudio y los resultados, visite el artículo original en The Washington Post.




Fuente: Tiphero

¿Te ha gustado?






¿Qué piensas? ¡Déjanos un comentario!



Las mejores historias virales
en tu email

Suscríbete y recibe las mejores historias virales en tu email

Tu E-mail (requerido)

Las cookies de este sitio se usan para personalizar el contenido y los anuncios, para ofrecer funciones de medios sociales y para analizar el tráfico. Ver detalles

CERRAR

Nuestra misión es la de compartir historias que nos importan. Ayúdanos poniendo “me gusta” y compartiendo estas historias. ¡Gracias!