La ciudad no le permitía construir un garaje, ¿cuál fue su solución? ¡Divertidísima!

Todos tenemos una figura de autoridad con la que tenemos que tratar. Ya se trate de un jefe, un profesor, o un padre, por lo general hay alguien en nuestras vidas que nos da órdenes. Generalmente esta gente sabe lo que es mejor para nosotros y nos guían en la dirección correcta. Personalmente no habría logrado nada sin la mano guía de mis padres y los maestros que me influyeron. De vez en cuando, sin embargo, tenemos que luchar por nosotros mismos. Eso es exactamente lo que un jubilado de Bélgica y dueño de una tienda tuvo que hacer, con un resultado impresionantemente hilarante.

Él sabía que necesitaba una puerta de garaje para mantener su coche seguro en el interior, por lo que hizo lo correcto y legal y pidió un permiso al ayuntamiento. Por desgracia, la ciudad rechazó su solicitud. Pero si crees que este hombre se iba a detener ante esa negativa estás muy equivocado.




Con un poco de creatividad, y mucho tiempo, se le ocurrió una solución que se ha hecho viral en Internet. Este tipo tiene la mejor clase de rebeldía. Desplázate para leer (y ver) lo que hizo.

Conoce a Eric Vekeman. Cuando el gobierno de su ciudad no le permitió instalar una puerta de garaje, no aceptó un no por respuesta.

La ciudad no le permitía construir un garaje, ¿cuál fue su solución? ¡Divertidísima!

Toda mi vida fui dueño de una tienda de alimentos“, dice Vekeman. “Cuando la cerré, quise convertirla en un garaje de puerta automática. Pero el paisaje urbano en las Ardenas flamencas está protegido, por lo que no me dejaban cambiar nada. Ni siquiera podía poner una puerta automática “.

La ciudad no le permitía construir un garaje, ¿cuál fue su solución? ¡Divertidísima!

Así que se pasó dos años trabajando en un proyecto de alto secreto, y que fuera una solución impresionante.

La ciudad no le permitía construir un garaje, ¿cuál fue su solución? ¡Divertidísima!

Cada mañana, quita un banco y pared falsa para revelar…

La ciudad no le permitía construir un garaje, ¿cuál fue su solución? ¡Divertidísima!




… Una puerta de garaje oculta a la vista.

La ciudad no le permitía construir un garaje, ¿cuál fue su solución? ¡Divertidísima!

Luego añade simplemente unas rampas fuera.

La ciudad no le permitía construir un garaje, ¿cuál fue su solución? ¡Divertidísima!

Parece mucho trabajo, pero el proceso sólo le lleva dos minutos.

La ciudad no le permitía construir un garaje, ¿cuál fue su solución? ¡Divertidísima!

¿La mejor parte? La ciudad ha aceptado su solución.

La ciudad no le permitía construir un garaje, ¿cuál fue su solución? ¡Divertidísima!

Para su próximo proyecto, Vekeman planea hacer que la puerta sea automática.

La ciudad no le permitía construir un garaje, ¿cuál fue su solución? ¡Divertidísima!




Puede que no sea la forma más conveniente para aparcar su coche o salir por la mañana, pero definitivamente el trabajo de este hombre es tan ingenioso como divertido.

Fuente: Wimp

¿Tienes Telegram instalado? Recibe el mejor artículo de cada día en nuestro canal.

¿Te ha gustado?






¿Qué piensas? ¡Déjanos un comentario!



Las mejores historias virales
en tu email

Suscríbete y recibe las mejores historias virales en tu email

Tu E-mail (requerido)