10 señales de que eres una víctima de “gaslighting”

10 señales de que eres una víctima de "gaslighting"

“Estás loco, eso nunca ocurrió”.




“Eres demasiado sensible”.

“Estás exagerando las cosas”.

¿Estas son frases que escuchas constantemente de tu pareja y que hacen cuestionarte a ti mismo? Si es así, tu pareja podría estar usando algo llamado “gaslighting” – una forma de abuso emocional que hace que la víctima se cuestione sus propios sentimientos, instintos y hasta su cordura, dando a su abusiva pareja poder y control.

El término “gaslighting” proviene de una obra de teatro de 1938 llamada Gaslight (Luz de gas), en el que un marido trata de conducir a su esposa loca bajando las luces de su casa (que eran alimentadas por gas), a continuación, niega que las luces cambien cuando la mujer le pregunta por ellas.

Una vez que una abusiva pareja ha utilizado gaslighting para romper la capacidad de la víctima para confiar en sus propias percepciones y creencias, la víctima tiene más probabilidades de permanecer en la abusiva relación, porque él o ella ya no cree que sea posible sobrevivir sin el abusador.




El gaslighting por lo general ocurre de manera gradual en una relación – de forma tan gradual que las acciones de la pareja abusiva parecen inofensivas al principio. Con el tiempo, la víctima puede estar confusa, ansiosa, aislada y deprimida, e incluso perder el sentido de lo que está sucediendo realmente.

Señales de que te están haciendo gaslighting

Mientras que lo anterior son las señales comunes que tu pareja exhibirá si él o ella está haciendo gaslighting, también hay signos reveladores que comenzarás a notar dentro de ti mismo. De acuerdo al autor y psicoanalista Robin Stern, las siguientes son señales de que estás siendo víctima de gaslighting.

Si te identificas con estas 10 señales, lo más probable es que te están haciendo gaslighting.

  1. Estás constantemente dudando de tí mismo.
  2. Empiezas a cuestionar si eres demasiado sensible.
  3. A menudo te sientes confundido y tienes dificultades para tomar decisiones simples.
  4. Te estás constantemente disculpando.
  5. No puedes entender por qué eres tan infeliz.
  6. A menudo excusas el comportamiento de tu pareja.
  7. Sientes que no puedes hacer nada bien.
  8. A menudo te sientes como si no fueras lo suficientemente bueno para los demás.
  9. Tienes la sensación de que solías ser una persona más segura, relajada y feliz.
  10. Retienes información de amigos y familiares para no tener que explicar las cosas.

Las siguientes acciones se vinculan al gaslighting:

1. Negación: Tu pareja finge no entenderte o se niega a escucharte. Él o ella pueden decir cosas como “No quiero oír esto otra vez.

2. Oposición: Tu pareja cuestiona tu memoria, incluso aunque estés seguro de que sabe lo que pasó. Dicen “Estás equivocado, nunca recuerdas las cosas correctamente” o “Te estás imaginando cosas, eso nunca ocurrió.

3. Bloquear/Desviar: Tu pareja cambia de tema para silenciarte o evitar preguntarte cómo te sientes, diciendo cosas como: “¿Es que otra idea loca de tu (amigo/familiar)?




4. Trivializar: Tu pareja hace que tus necesidades o sentimientos no tengan importancia, constantemente te dice que eres demasiado sensible, o cosas como: “¿Te vas a enfadar por una cosa tan pequeña como esa?

5. Olvidar/renegar: Tu pareja pretende haber olvidado lo que ocurrió realmente, o reniega de promesas que él o ella te hizo. Él/Ella dirá cosas como: “No sé de lo que estás hablando” o “Estás exagerando las cosas”.

El Gaslighting es una forma de abuso emocional y psicológico. Si sientes que te lo están haciendo en tu relación, es importante que busques ayuda.

Si te ha parecido interesante este artículo, por favor, COMPÁRTELO con tus amigos y déjanos un comentario. ¡Gracias!

Fuente: David Wolfe

¿Tienes Telegram instalado? Recibe el mejor artículo de cada día en nuestro canal.

¿Te ha gustado?






¿Qué piensas? ¡Déjanos un comentario!



Las mejores historias virales
en tu email

Suscríbete y recibe las mejores historias virales en tu email

Tu E-mail (requerido)