Esta receta de calabacines con queso frito le CAMBIARÁ la forma de pensar sobre las verduras

Esta receta de calabacines con queso fritos le CAMBIARÁ la forma de pensar sobre las verduras

Sabemos que son buenas para nosotros, pero a veces, es difícil convencernos a nosotros mismos para conseguir que esté en nuestro estómago la dosis recomendada de verduras de cada día. Por desgracia, un gran tallo de brócoli simplemente no siempre se ve tan apetecible como una gruesa y jugosa hamburguesa con queso. Pero por suerte, estos calabacines fritos con parmesano son la manera perfecta de obtener una ración de verduras. mientras también seguimos teniendo nuestra dosis de queso. Son tan adictivos y sabrosos como las patatas fritas que puedes hacer en casa, aunque más saludables…




Ingredientes:

– 2 ó 3 calabacines
– 2 dientes de ajo picado
– 1/3 taza de queso parmesano rallado
– 2 cucharadas de leche
– sal y pimienta, al gusto
– aceite de oliva

Modo de preparación:

Precaliente el horno a 210 ºC. Engrase ligeramente una bandeja para hornear con un poco de aceite de oliva.

Ponga la leche en un bol y mezcle el queso parmesano, la sal y la pimienta en otro bol aparte.




Cortar el calabacín en rodajas finas. Depende de lo grueso que desee, pero contra más delgadas sean, más crujientes serán.

Sumerja las rodajas de calabacín en la leche y sacuda el exceso. Después introduzca la rodaja en el bol del queso parmesano hasta que cada uno de los dos lados esté recubierto con la mezcla de queso.

Coloque las rodajas de calabacín en la bandeja de hornear engrasada. Después ponga algo de ajo picado sobre las rodajas y unas gotas de aceite.

Hornee los calabacines hasta que tengan un bonito color marrón-dorado y parezcan crujientes, alrededor de unos 30-35 minutos.

Estamos orgullosos al decir que hemos probado esta receta un par de veces, y siempre se las arregla para convertir nuestros estómagos en unos agujeros negros – podemos comernos unos dos o tres calabacines enteros en una sola sesión si están preparados de ésta forma. Puede probarlos también con un poco de salsa marinara, pero son perfectamente deliciosos por sí mismos. Ah y si le gusta el queso experimente con otras clases de quesos o combínelas. ¡Qué aproveche!




Fuente: Rumble

¿Te ha gustado?






¿Qué piensas? ¡Déjanos un comentario!



Las mejores historias virales
en tu email

Suscríbete y recibe las mejores historias virales en tu email

Tu E-mail (requerido)

Las cookies de este sitio se usan para personalizar el contenido y los anuncios, para ofrecer funciones de medios sociales y para analizar el tráfico. Ver detalles

CERRAR

Nuestra misión es la de compartir historias que nos importan. Ayúdanos poniendo “me gusta” y compartiendo estas historias. ¡Gracias!