Lo agarran de las piernas para empujarlo en un agujero. ATENCIÓN a cuando lo sacan…

Lo agarran de las piernas para empujarlo en un agujero. ATENCIÓN a cuando lo sacan...

Raj escuchó ruidos extraños procedentes de un agujero en el suelo. Eran gemidos y quejidos audibles en la superficie. La primera vez que miró en el agujero, todo lo que se vio era oscuridad en lo que resultó ser el drenaje de aguas residuales. Entonces se dio cuenta de dos ojos mirando hacia él en el fondo negro. Era un perro ahogándose. Los gemidos eran tan angustiosos, que apenas eran reconocibles. Era ahora o nunca.




Los tres miembros del equipo de rescate de Animal Aid Unlimited se acercaron al lugar con un plan. Bajaron a uno de los hombres por el agujero, sujetándolo de sus dos piernas. Apenas podía entrar en el desagüe de aguas residuales, pero de alguna manera lo logró. El equipo fue capaz de sacar al cachorro, que habría muerto sin ellos. La misión de rescate no sólo fue un éxito, sino que fue el inicio de la transformación del perro.

Esos ojos tristes fueron como la noche y el día en tan sólo 48 horas. A pesar de que el cachorro todavía tiene miedo de los humanos, está mucho más feliz. Raj pasó se pasó el día después tratando de aclimatar al pequeño. Se ponía en el suelo y le daba de comer con la mano para que se acostumbrara al contacto. Se acostó con el perro en el suelo. Al final, el cachorro se sentía seguro en su nuevo entorno.

¡Por favor COMPARTE este increíble rescate y la transformación de este perro!

Crédito del vídeo: Animal Aid Unlimited.




¿Te ha gustado?






¿Qué piensas? ¡Déjanos un comentario!



Las mejores historias virales
en tu email

Suscríbete y recibe las mejores historias virales en tu email

Tu E-mail (requerido)

Las cookies de este sitio se usan para personalizar el contenido y los anuncios, para ofrecer funciones de medios sociales y para analizar el tráfico. Ver detalles

CERRAR

Nuestra misión es la de compartir historias que nos importan. Ayúdanos poniendo “me gusta” y compartiendo estas historias. ¡Gracias!