Una madre puso una foto de su bebé durmiendo en Facebook. Más tarde se dio cuenta de esta horrible verdad

En los nueve meses previos al nacimiento de un niño, los padres invierten mucho tiempo (¡y dinero!) buscando la mejor ropa, equipo y otras necesidades. Al final son muchos los artículos para poner en la lista, ya sean: una cuna, un columpio, un fundamental tapete de juegos para que pase el tiempo boca abajo… y la lista continúa. Sin embargo, un asiento para el coche podría ser la compra más importante que los padres puedan hacer, ya que es un requisito legal y crucial para la seguridad del bebé.

Sin embargo, sólo la compra de la silla para el coche no es el final del proceso. Todos los asientos de seguridad se someten a la misma prueba y pasan los mismos requisitos de seguridad; el uso no seguro se encuentra en la instalación. Cada asiento de coche viene con un manual que proporciona una guía paso a paso para colocar correctamente el nuevo asiento de seguridad en el coche y a su hijo en el asiento. Si estas instrucciones no son seguidas exactamente, puede haber graves consecuencias.




Esto es algo que Holly aprendió de la manera más difícil. Hace algunos años, su pequeño hijo Cameron estaba montado en este coche. El conductor, ahora ex-novio de Holly, accidentalmente se pasó una señal de stop y tuvo una colisión con otro coche. Cameron estaba en su asiento en el coche, pero estaba abrochado incorrectamente; debido a esto, su asiento no funcionó como debería, y salió despedido del coche a través del parabrisas. Fue llevado al hospital, pero no sobrevivió. Por desgracia, ni siquiera tenía un año de edad.

Una madre puso una foto de su bebé durmiendo en Facebook. Más tarde se dio cuenta de esta horrible verdad

Más tarde, Holly se encontró con esta foto de su hijo que había publicado en Facebook no mucho antes del trágico accidente. Ahora, ve todos los errores que estuvo cometiendo en contra de la seguridad del asiento de coche, pero dice que nunca nadie la corrigió. Las correas del arnés que sostenían a Cameron en el asiento estaban sueltas y retorcidas; y lo que es más importante, estaban colocadas de forma equivocada. La Asociación Americana de Pediatría y la Administración Nacional de Seguridad del Tráfico en Carretera recomiendan que los niños menores de dos años se coloquen en los asientos de seguridad orientados hacia atrás.

Una madre puso una foto de su bebé durmiendo en Facebook. Más tarde se dio cuenta de esta horrible verdad

Ahora, Holly se ha comprometido a compartir su historia con otros, con la esperanza de que alguien más se entere de lo que le ha sucedido. Explica que su objetivo es la educación, no la humillación. Dijo: “Cuando comento en tu post de que tus hijos no se abrochaban en su asiento de la forma adecuada, o que pares en un estacionamiento de Walmart, trato de darte un consejo, no lo tomes como alguien que te dice que eres un mal padre o madre. Tómalo como una afligida madre que intenta ayudar a mantener a tus hijos seguros y que no tengan dolor y sufrimiento. ¡Todos los niños tienen derecho a vivir una vida larga, feliz y segura!




Una madre puso una foto de su bebé durmiendo en Facebook. Más tarde se dio cuenta de esta horrible verdad

¿No estas exactamente seguro de cómo se coloca la hebilla de tu hijo de forma correcta? Echa un vistazo a estas imágenes para asegurarte de que estás puesto al día sobre la seguridad del asiento de coche.

Una madre puso una foto de su bebé durmiendo en Facebook. Más tarde se dio cuenta de esta horrible verdad

¡No te olvides de COMPARTIR esta advertencia que puede salvar vidas con tus amigos y familia!

Fuente: Wimp

¿Te ha gustado?






¿Qué piensas? ¡Déjanos un comentario!



Las mejores historias virales
en tu email

Suscríbete y recibe las mejores historias virales en tu email

Tu E-mail (requerido)

Las cookies de este sitio se usan para personalizar el contenido y los anuncios, para ofrecer funciones de medios sociales y para analizar el tráfico. Ver detalles

CERRAR

Nuestra misión es la de compartir historias que nos importan. Ayúdanos poniendo “me gusta” y compartiendo estas historias. ¡Gracias!