¿Por Qué Steve Jobs No Permitió Que Sus Hijos Usaran Ipads (Y Por Qué Usted Tampoco Debería Permitírselo A Sus Hijos)

Si perteneces a la llamada Generación-Y (también llamada Generación del Milenio), lo más probable es que hayas pensado mucho sobre cómo sería tener hijos en estos días (suponiendo que no tengas hijos ya). Es posible que especialmente hayas pensado sobre el asunto de la tecnología en nuestros días, por lo mucho que ha cambiado desde nuestra infancia en los años 90. Permíteme que te haga una pregunta: ¿Introducirías la maravillosa y adictiva tecnología de un iPod o iPad a tus hijos?

Steve Jobs no lo haría, y por una buena razón.

En un artículo del Sunday, el periodista del New York Times, Nick Bilton, presuponiendo la respuesta preguntó a Jobs “¿Por qué sus hijos aman el iPad?

Jobs respondió: “No lo han utilizado. Limitamos la cantidad de tecnología que nuestros hijos usan en casa“.

Especialmente en Silicon Valley, la realidad es que hay una tendencia de los ejecutivos de tecnología e ingenieros a proteger a sus hijos de la tecnología. Incluso envían a sus hijos a escuelas que no son de alta tecnología como la Escuela Waldorf en Los Altos (California), donde los ordenadores no existen, ya que se centran sólo en el aprendizaje práctico.

Hay una cita que fue destacada en The Times por Chris Anderson, Presidente de 3D Robotics y padre de cinco hijos. Explica qué es lo que impulsa a las personas que trabajan en tecnología a que sus hijos eviten la tecnología.

Mis hijos nos acusan a mí y a mi esposa de ser fascistas y demasiado preocupados por la tecnología, y dicen que ninguno de sus amigos tienen las mismas reglas… Y eso es porque hemos visto los peligros de la tecnología en primera persona. Lo he visto en mí, y no quiero que eso les suceda a mis hijos“.

Si nuestras adicciones actuales por nuestos iPhones, y el resto de tecnología, indican algo, es que podemos estar haciendo que nuestros hijos estén “incompletos”, con una vida con discapacidad al carecer de imaginación y creatividad, y nos preguntaremos por qué los enganchamos a la tecnología a una edad tan temprana. Nosotros hemos sido la última generación en jugar fuera de casa, precisamente porque no teníamos teléfonos inteligentes y ordenadores o computadoras portátiles. Aprendimos desde el movimiento, la interacción práctica, y absorbimos información a través de los libros y la socialización con otros seres humanos en comparación con una búsqueda en Google.

El aprendizaje desde diferentes formas y perspectivas nos ha ayudado a ser individuos mejor formados. ¿Nos deberíamos preocupar porque no estamos dando a nuestros hijos un smartphone con la capacidad de usar WhatsApp, Snapchat o jugar al “Candy Crush” durante todo el día, o debemos estar más preocupado porque estamos robándoles un desarrollo más sano, y menos dependiente por no tener en la mano un smartphone? Creo que Steve Jobs tenía razón en lo que respecta a sus hijos.

Así que la próxima vez que piense en cómo va a criar a sus hijos, es posible que desee (bastante) considerar no darles el lujo de la tecnología mientras están creciendo. Y en su lugar jugar fuera con ellos y hacerles participar más con la naturaleza. Podrán odiarte, pero seguro que te lo agradecerán más adelante, porque estoy seguro de que la mayoría de nosotros, ahora que somos mayores, sentimos eso mismo de nuestros padres.

Artículo de Amy Graff para el SF Gate.

Fuente: SFGate

¿Te ha gustado?






¿Qué piensas? ¡Déjanos un comentario!



Las mejores historias virales
en tu email

Suscríbete y recibe las mejores historias virales en tu email

Tu E-mail (requerido)

Las cookies de este sitio se usan para personalizar el contenido y los anuncios, para ofrecer funciones de medios sociales y para analizar el tráfico. Ver detalles

CERRAR

Nuestra misión es la de compartir historias que nos importan. Ayúdanos poniendo “me gusta” y compartiendo estas historias. ¡Gracias!